cafrelengua

Más catalán

Todos sabemos que las lenguas que están en contacto entre sí acaban por contaminarse mutuamente. Esta contaminación puede ser el resultado de una serie de maniobras impositivas desde las esferas del poder. Como ejemplo característico, vamos a tratar en estas líneas de las consecuencias en el castellano de la política de inmersión lingüística en catalán practicada por la Generalidad de Cataluña.

catalan5Vaya por delante que no comparto que una política de restauración lingüística en su ámbito natural sea utilizada como ariete para conseguir unos fines que no sean estrictamente socioculturales. Deben Vds. saber que tampoco veo con buenos ojos que la lengua oficial del Estado se vea arrinconada por el catalán en la enseñanza pública de esta región. Amén de los resultados que, junto a otras estrategias, ello ha producido, es mi propósito denunciar aquí y ahora los efectos perniciosos que dicha inmersión en catalán está produciendo en el castellano de los medios de comunicación estatales, único espejo en el que se mira la mayoría de los hispanohablantes.

En la prensa española siempre ha habido una parte nada desdeñable de profesionales catalanes. Durante mi infancia y mi juventud, el modo en que se los reconocía era su acento, el aspecto más inevitablemente influíble de una lengua por contacto con otra. Por la mera razón de que se trata de una variable tan fisiológica como lingüística, poco podemos reprocharles a los castellanohablantes de la catalanofonía (Cataluña, Aragón oriental, País Valenciano y Baleares) si no son capaces de deshabituar sus órganos de fonación a la impostación propuesta por el catalán (más palatal y retrasada en la caja de resonancia de las cavidades bucal, nasal y craneal).

catalan2Sin embargo, de un tiempo a esta parte, constato que la llegada de jóvenes periodistas catalanes y, en general, de las nuevas generaciones de hablantes de catalán que hacen oír su voz en los distintos medios de comunicación de masas en castellano está degradando de manera acelerada la lengua española más extendida. Los ataques más peligrosos que sufre la lengua de Cervantes se refieren a los ámbitos gramatical y de vocabulario. Vayan unos ejemplos:

. haber con valor de existir: *Han habido muchos errores.

. *todo y que con valor de aunque: *El Barcelona jugó un mal partido todo y que acabó ganando.

. *de sobras por de sobra

. *pertocar por corresponder.

. *reseguir por seguir. *Para llegar a la ventanilla que le pertoca, resiga la flecha.

. *como más-menos por cuanto más-menos: *Como más estudia, mejores notas saca.

. *como que por como modal: *Como que no estaba centrado, lo pillaron en varios renuncios.

catalan4Recuerdo un capítulo de Españoles por el mundo. Entrevistaron, en un momento dado, a dos catalanes que llegaban en avión del Extremo Oriente.

- ¿Qué habéis traído de recuerdo?

- Unas muñecas de porcelana.

- ¡Qué bonitas! ¿Cuánto os han costado?

- N euros. *¡Pero las hay de más caras!

- [Incomprensión del entrevistador que debió de pensar: ¡qué tendrán que ver las caras con el precio!] [...]

- [Reacción de los catalanes] *Sí, las había de 200$, de 500$, de 1 000$...

Huelga decir el desaguisado que puede formar una simple preposición de mal empleada en castellano...

Así nos va. A los unos y a los otros. Me pongo en el lugar de los hispanohablantes no peninsulares al contemplar el extraño español que vamos pariendo en la Península. Como dirían en México: Ni modo.


Añadir comentarios
  • No se han encontrado comentarios
lanochemasoscura